Clásico de Avellaneda

15/05/17

Avellaneda volvió a ser de Independiente

Independiente volvió a ganar el clásico, como local, y estira la ventaja en el historial a 23 partidos.

Autor: Gabriel Vázquez

El Rojo le ganó 2 a 0 a Racing y volvió a estirar el historial. Ariel Holan terminó entre lágrimas y emoción por su primera victoria en el clásico y como local. 

Durante el primer tiempo hubo más fricción que juego asociado. Ninguno de los dos equipos terminaba de completar las jugadas, lo que perjudicaba a ambos en la búsqueda del gol. Independiente se apoyó en el desequilibrio de sus volantes y por momentos las jugadas no tenían un objetivo claro. Racing, por su parte, intentó plantear la forma de juego que el entrenador quiso imponer, pero en los últimos metros padeció la claridad para terminar las jugadas en gol.

 

Lo más claro que tuvo la Academia fueron los movimientos de sus volantes por los costados. Bou y Lisandro López no le cambiaron mucho la ecuación al juego de Racing y el equipo sufrió el retroceso. Las aproximaciones más claras las tuvo el local en los pies de Barco y Rigoni, dos piezas fundamentales en el andar del equipo en casi todo el encuentro. En los últimos quince de la primera mitad, el desarrollo del partido se volvió más trabado y el juego quedó en segundo plano. Independiente no era claro en las arremetidas que tuvo y Racing se cuidó más de lo que arriesgo para irse al descanso con ventaja.

 

En el segundo tiempo, el local manejó la pelota por abajo y se aproximó al arco de Orión con más peligro. El mediocampo del Rojo empezó a ser más preciso y las asociaciones sirvieron para ganarle el mediocampo a Racing en todos los sectores. Los dirigidos por Holan hicieron más ancha la cancha y los volantes pudieron desequilibrar del mediocampo hacia adelante. Racing no encontró la forma de cortar el juego que el local estaba implementando en la mitad del terreno y no tuvo otra opción que cortar las arremetidas del Rojo mediante faltas.


Independiente comenzó a aproximarse mediante la pelota parada y a los 15´de la segunda etapa llegó al gol; mediante un tiro libre, a 25 metros del arco, Rigoni agarró la pelota y clavó un zurdazo al palo derecho de Orión, que vio tarde la pelota y no llegó a desviarla. El Rojo se puso en ventaja y el ritmo del partido pasó a ser del local por completo. Los de Holan se hicieron fuertes en las pelotas divididas; luego de la mitad del complemento, el equipo se mantuvo en orden para generar contragolpes en busca del 2 a 0.

 

Racing, por su parte, soltó más a los volantes externos, pero en los últimos metros se encontraron con una defensa firme. En los últimos minutos, Independiente prefirió cuidar la pelota y esperar el contragolpe; la Academia, con menos alternativas y cambios, se dedicó a apoyarse en sus delanteros, pero Lisandro López no pudo generarse el espacio para quedar de cara al gol.

 

Ya en tiempo de descuento, Gel Rojo puso cifras definitivas con una gran maniobra de Meza; el volante recibió un pase, luego de realizar el lateral, se metió al arco gambeteando a tres defensores y definió con la punta del botín para abatir al arquero albiceleste y poner en en ventaja doble a su equipo.

 

Con esta victoria, Independiente llega a 41 puntos y quedó a cuatro de la clasificación a la Libertadores. Racing, por su parte, perdió la chance de acercarse a los primeros puestos.

Comente esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente de AIREDEPORTIVO